Aliméntate bien durante la menopausia

alimentacion menopausia

La Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM) nos ofrece estos consejos para cuidar la alimentación durante la menopausia.

La menopausia es una etapa de la vida de la mujer, que llega alrededor de los 50 años, en la que la menstruación desaparece. “Los sofocos, las sudoraciones, el insomnio, la atrofia de la piel o el riesgo de cardiopatía isquémica u osteoporosis son algunos de los síntomas leves y riesgos a tener en cuenta”, nos explica el doctor Plácido Llaneza, ginecólogo del Hospital Central de Asturias, catedrático de la Universidad de Oviedo, y presidente de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM). En esta etapa de la vida, cuando el metabolismo se altera por una cuestión de edad, es muy importante cuidar la dieta y hacer ejercicio físico con regularidad.

Por ello, hemos querido pedirle unos consejos a la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM), organización de científicos comprometidos con la salud de la mujer, que nos brinda estas recomendaciones para poner atención en lo que comes durante la menopausia:

  • Consume una dieta equilibrada en la que no falte ninguno de los nutrientes necesarios para el buen funcionamiento de tu organismo (hidratos de carbono, grasas, proteínas, vitaminas y minerales).
  • Limita el consumo de grasas, especialmente las saturadas, presentes en derivados del cerdo, carnes rojas, y productos de pastelería.
  • Consume grasas no saturadas como el aceite de oliva y las grasas omega 3 del pescado para prevenir la elevación del colesterol y los triglicéridos.
  • De las carnes, opta mejor por la de pollo, pavo o conejo porque son menos grasas que otro tipo de carnes.
  • Incrementa el consumo de fibra dietética.
  • Toma fruta y verduras (betacarotenos como zanahorias o vitamina E) porque son ricos en antioxidantes.
  • Limita el consumo de alcohol.
  • Asegura la ingesta de alimentos ricos en fósforo y magnesio como los frutos secos y el pescado. No abuses del café y té, los refrescos de cola y evita el exceso de proteínas para reducir el riesgo de osteoporosis.

En esta etapa la falta de estrógenos favorece la reabsorción del hueso y disminuye la formación. Por ello es muy importante que:

  • Tu dieta incluya alimentos ricos en calcio como la leche y sus derivados. Un yogur contiene 200 mg y un vaso de leche 300 mg. Se recomienda entre 1-1’5 gramos del calcio al día.
  • Toma el sol ya que activa la vitamina D que está en la piel. Ayuda a la absorción intestinal del calcio. Se aconseja la toma frecuente en cortos períodos que no excedan de 10 a 15 minutos tres o cuatro veces al día.
  • No olvides además tomar soja porque es una fuente de fitoestrógenos (sustancias de origen vegetal cuya acción es similar a la de los estrógenos).
  • No dejes de hacer ejercicio moderado, pero de forma continuada: además de controlar el peso, te ayudará a reducir el riesgo de hipertensión arterial y diabetes, y además te ayudará a sentirte bien. Intenta evitar el tabaco y el exceso de alcohol.
  • Hablar con tus amigas de la misma edad te ayudará a ver que no estás sola, además de asegurarte un buen rato de risas. El buen humor siempre es una buena medicina.
  • Consulta con tu médico cómo prepararte para la menopausia, quién te aconsejará de los tratamientos que puedes seguir para combatir síntomas y prevenir riesgos.

Y, sobre todo, disfruta de esta etapa de tu vida. Vale la pena mirar las cosas con las gafas del optimismo.

El autor: Carmen Espinosa

Periodista especializada en temas de salud y experta en nutrición. Ha trabajado en diversos medios de comunicación y portales online. A Carmen le gusta ofrecer información útil, interesante y fácil de entender. Puedes encontrarla en Twitter en: @cespidz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *