¿Qué son las Inteligencias múltiples?

inteligencias múltiples

Nuestro actual sistema educativo premia a las personas que considera exitosas en los estudios porque es lo que el mercado de trabajo sigue demandando. Pero no tiene en cuenta otras habilidades que son muy válidas para la vida.

Del mismo modo, los programas de formación académica relegan a un segundo plano a otras muchas personas que, aunque no resuelvan puzzles y operaciones matemáticas, tienen una gran sensibilidad artística, empatía y gestión emocional.

Considerar el Cociente Intelectual como herramienta que describe quiénes somos y a qué podemos aspirar no lo es todo. El ser humano es versátil y aprende con todo el cuerpo,  por tanto, tratar de medir su capacidad con una prueba de lápiz y papel es algo muy rígido.

La Teoría de las Inteligencias Múltiples ideada por el psicólogo estadounidense Howard Gardner, durante la década de los años 80, explica que las capacidades de nuestra mente no forman parte de una sola habilidad llamada inteligencia. Hay otras muchas, en concreto 8 tipos de inteligencia independientes y que a veces son ignoradas porque no las valoramos.

Aunque Gardner reconoció que probablemente haya más que no han sido descubiertas, las ocho que él nombró son:

1.Inteligencia intrapersonal. Nos permite entender nuestras necesidades, pensamientos y sentimientos, se refiere a la autorreflexión y autopercepción que una persona tiene de sí misma. Aprendemos a analizar lo que pasa en nuestra mente, las sensaciones desagradables y extraer lecciones valiosas con facilidad. Incluye la capacidad para planificar proyectos, gestionar el tiempo y tener un pensamiento crítico y creativo.

2. Inteligencia interpersonal. Es la capacidad que tiene que ver con las habilidades sociales, relacionarse con asertividad, pensar y actuar con amor y justicia en el mundo. Tiene que ver con el desarrollo de la empatía hacia los demás, reconocer sus motivaciones y desarrollar la solidaridad.

3. Inteligencia lingüístico verbal. Es la capacidad para manejar y estructurar los significados y las funciones de las palabras y del lenguaje. El dominio del lenguaje permite analizar, resolver problemas, hablar, escribir, expresar emociones y comprender lo que dicen los demás.

4. Inteligencia lógico-matemática. Tradicionalmente esta inteligencia ha sido muy valorada y tiene que ver con la habilidad de realizar operaciones mentales, cálculos, estimaciones, razonamientos. Inteligencia muy cotizada en el mercado laboral propia de matemáticos, programadores y filósofos lógicos.

5. Inteligencia espacial. Tiene que ver con la habilidad a la hora de organizar, imaginar y resolver problemas espaciales. Se puede utilizar para resolver puzzles con figuras tridimensionales, conducir un vehículo o encontrar la salida en un laberinto.

6. Inteligencia musical. Es el talento que tienen los músicos, cantantes y bailarines. La habilidad para apreciar y expresar formas musicales así como para ser sensible al ritmo, tono y timbre, para escuchar, cantar o tocar instrumentos.

7. Inteligencia corporal o cinestésica. Incluye a todas las personas que confían en los sentidos y las sensaciones corporales para adquirir información y que necesitan experimentar lo que aprenden para comprender y retener la información. Esta inteligencia la tienen profesionales como actores, escultores, bailarines, terapeutas corporales, cirujanos, etc.

8. Inteligencia naturalista. Es la habilidad de observación, planteamiento y comprobación de hipótesis para entender el mundo natural. Incluye la capacidad de improvisar con los elementos de los que disponemos en el entorno para utilizarlos de forma creativa y novedosa.

Ante tanta posibilidad de desarrollo de la inteligencia, quedarnos en un aprendizaje como el que muestran las instituciones tradicionales es muy limitado. Esto desemboca en que haya niños exclusivamente orientados a la consecución de metas y por tanto futuros adultos con ansiedad y estrés.

 

El autor: Esther Camuñas

Me apasionan las personas, descubrir lo que sienten, escuchar lo que piensan y observar cómo lo expresan y cómo se comunican. Más de 12 años acompañando a organizaciones y equipos en su proceso de crecimiento, y tratando de aportar mi experiencia en comunicación para ayudarles a sacar lo mejor de sí mismos, su esencia.

¡Sigueme en Twitter!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *