Por qué puedes comer huevos si tienes el colesterol alto

huevos

Los huevos son alimentos de elevado valor nutritivo y una buena fuente de proteínas. Comer huevos no aumenta el colesterol en sangre. Te lo explicamos.

El consumo del huevo ha sido restringido en la dieta durante muchos años, especialmente en la de las personas con niveles altos de colesterol en sangre. Pero contrariamente a lo que se ha creído durante décadas, según han demostrado varios estudios, comer un huevo al día no solo no aumenta de forma significativa los niveles de colesterol total en sangre, sino que además no eleva el riesgo de sufrir una enfermedad del corazón en personas sanas.

Durante años las autoridades sanitarias recomendaban no comer más de tres huevos a la semana porque era malo para la salud del corazón. Pero la evidencia científica actual no respalda la eliminación de los huevos de nuestra dieta. No solo se pueden comer tres huevos a la semana sino que su consumo se puede extender a uno cada día en personas sanas.

En los últimos años, han aparecido algunas investigaciones que demuestran que se pueden comer huevos con total seguridad a pesar de tener el colesterol sanguíneo alto. Uno de estos trabajos científicos, publicado recientemente en la Revista Médica Danesa, sugiere que las personas sanas pueden comer incluso hasta un huevo cada día (siete a la semana). Porque como indican sus autores “la mayor incidencia de enfermedades cardiovasculares en las personas que comen huevos es más probable que sea causada por la agrupación de otros factores de riesgo”.

Es cierto que el huevo es uno de los alimentos con una concentración más alta de colesterol (la yema contiene 200 gramos de colesterol). Sin embargo, varias investigaciones muestran que para la mayoría de las personas, el colesterol de los alimentos tiene un efecto menor en los niveles sanguíneos de colesterol total y colesterol malo LDL, que la mezcla de grasas en la dieta. No es lo mismo tomarse una tortilla francesa con un tomate, que un plato con huevo, beicon, salchichas y  mantequilla. Entonces sí que el huevo puede resultar peligroso, pero más por sus acompañantes repletos de grasas saturadas que por sí mismo.  Además no hay que arrinconar el huevo pues contiene otros nutrientes que pueden ser muy beneficiosos. Un huevo grande solo contiene 4,5 gramos de grasa, de los cuales 1,5 gramos es saturada y 2 g. es monoinsaturada.

Si intentas controlar tu colesterol, sufres de una enfermedad del corazón o diabetes no tienes por qué renunciar al huevo pero lo recomendado es que limites su consumo a tres huevos a la semana.

Huevo, una joya nutricional

El huevo es una verdadera fuente de nutrientes y ¡solo tiene 70 calorías! Este alimento no solo aporta proteínas de alta calidad biológica, principalmente albúmina, concentrada en la clara, y ovovitelina, contenida en la yema, además de ser abundante en aminoácidos esenciales, es rico en todas las vitaminas (A, B2, B12 y E, destacando la vitamina D) y minerales (calcio, fósforo, selenio), y especialmente el hierro que necesita nuestro organismo.

Consejos para comer huevos con seguridad

  • Elige siempre los huevos con la cáscara limpia y entera y sin signos de humedad. Una cáscara sucia puede contener gérmenes y contaminar el interior del huevo y de los alimentos que estén en contacto. El color de la cáscara de huevo, ya sea blanco o moreno, no condiciona su valor nutricional.
  • Conserva los huevos en lugar fresco y a temperatura constante como la nevera, separados del resto de alimentos para evitar contaminaciones cruzadas. Piensa que los cambios de temperatura producirán condensación en la cáscara, lo que puede ser fuente de gérmenes.
  • La cocción es la única manera de eliminar los gérmenes peligrosos como la salmonelosis. Mantén siempre los alimentos cocinados con huevo (tortillas, cremas, quiches o flanes) dentro de la nevera, ya que la temperatura ambiente facilita el crecimiento de bacterias.

Pues ya lo sabes, si tienes colesterol alto puedes consumir huevos, pero siempre con prudencia.

 

El autor: Carmen Espinosa

Periodista especializada en temas de salud y experta en nutrición. Ha trabajado en diversos medios de comunicación y portales online. A Carmen le gusta ofrecer información útil, interesante y fácil de entender. Puedes encontrarla en Twitter en: @cespidz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *