¿Cómo aprender a decir NO?

aprender a decir no

¿Necesitas aprender a decir NO?

 

¿Te has visto alguna vez diciendo sí cuando en realidad querías decir NO? Con frecuencia nos vemos diciendo sí por compromiso, por querer agradar y no ser maleducado, por no herir los sentimientos de la otra persona, porque nos gusta ayudar, por miedo a perder oportunidades o miedo al conflicto. Pero en realidad no queríamos acudir a esa cena, no tenemos tiempo para coger ese trabajo o simplemente nuestra necesidad aquel día o en aquel momento era otra. Aprender a decir NO te ayudará a ser un poco más feliz.

 

Aprender a decir NO puede resultar una tarea ardua para algunas personas pero se aprende con tiempo y práctica. Probablemente la primera vez que le dices a tu madre que no irás a comer con ella te costará o a tu mejor amiga que el día de su cumpleaños tienes otras cosas que hacer. Pero cuando vayas viendo los beneficios que tiene no cargarte de tareas, citas o trabajos que no quieres hacer, te sentirás mucho mejor contigo y no será un drama cada vez que tengas que dar una negativa.

 

6 claves para aprender a decir NO 

 

Las siguientes ideas o propuestas pueden ayudarte a aprender a decir NO la próxima vez que alguien te proponga algo que no quieres o no te apetece hacer.

 

1. Estás en tu derecho a decir NO

 

Eso no significa que seas grosero o mala persona.  Si crees que te sentirás mejor diciendo a los demás todo el trabajo que tienes y los motivos por los que rechazas su propuesta hazlo, pero no es necesario que des demasiadas explicaciones.

 

2. Las consecuencias no son tan graves

 

Piensa que las consecuencias no van a ser tan graves como crees. ¡¡Prueba a hacerlo!! Ya verás cómo las personas son más comprensivas de lo que crees.

 

3. Di NO sin dudar

 

A veces empezamos a titubear y esto da lugar a que la otra persona intente otras formas persuasivas y manipulativas de conseguir lo que quiere. Aprender a decir NO a la primera te ayudará, ya que decirlo por segunda vez te hará sentir más culpable.

 

4. Aprende a decir que NO de diferentes formas

 

Practica diferentes formas de decir NO, con respeto y asertividad.

  1. Lo siento esta vez NO es posible, tengo otras prioridades.
  2. Gracias por pensar en mi, pero es mi día libre y necesito descansar.
  3. Me encantaría ayudarte pero en esta ocasión NO tengo disponibilidad.
  4. NO soy la mejor persona para esto, déjame que piense en alguien que te pueda ayudar.

 

5. No pasa nada por ser un poco egoísta

 

Con el tiempo te darás cuenta que decir siempre que sí te quita tiempo y energía, te frustra y te genera ansiedad y estrés. A veces sucede que dejas de ayudarte a ti por ayudar a otros y en el fondo no te sientes bien. Recuerda que las interrupciones son uno de los grandes ladrones del tiempo así que valora cuántas quieres en tu día a día.

 

6. Evita la ironía, el sarcasmo, el chantaje o la mentira

 

Todas ellas son formas agresivas que pueden generar incomodidad en la relación. Aunque pueden ser tácticas usadas por la otra persona, trata de seguir expresándote con asertividad.

 

Y no te olvides que la mejor manera de aprender a decir NO es ir practicando momento a momento. ¡¡Pruébalo y cuéntanos cómo te ha ido!!

El autor: Esther Camuñas

Me apasionan las personas, descubrir lo que sienten, escuchar lo que piensan y observar cómo lo expresan y cómo se comunican. Más de 12 años acompañando a organizaciones y equipos en su proceso de crecimiento, y tratando de aportar mi experiencia en comunicación para ayudarles a sacar lo mejor de sí mismos, su esencia.

¡Sigueme en Twitter!

6 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *