Conservas, ¿cómo sacarles el máximo provecho?

conservas

¿Por que deberías consumir conservas?

 

Las conservas de pescado son una opción muy saludable. No solo aportan proteínas de calidad, grasas poliinsaturadas (las más cardiosaludables), y minerales (hierro y zinc), además son la solución perfecta para preparar una comida rápida y nutritiva.

 

Conservas: 8 consejos para sacarles el máximo provecho

 

1. Puedes tomarlas como tentempié

 

Una lata de mejillones en escabeche puede resultar una buena opción para una merienda rica en proteínas.

 

2. Son un buen recurso para no cocinar

 

Las latas de conservas son un buen recurso para las comidas improvisadas o sin necesidad de cocinar. Permiten una preparación rápida y fácil en momentos de prisas o al final del día.

 

3. Son ricas en Omega 3

 

Tomar caballa, atún o sardinas en lata es una buena opción para disfrutar de una fuente de proteínas rica en grasas omega 3.

 

Este tipo de grasa poliinsaturada disminuye:

  • El colesterol malo (LDL), ayudándonos a mantener el corazón sano.
  • Impide la formación de coágulos en la sangre, protegiéndonos de un accidente cerebrovascular.

 

Estos alimentos también aportan vitaminas y minerales como el calcio, procedente de las espinas del pescado.

 

4. Permiten diferentes preparaciones

 

Puedes disfrutar de ellas en bocadillos, ensaladas, acompañando pasta o arroz, con verduras, etc. Además de hacer tus platos nutricionalmente equilibrados, serán más sabrosos y divertidos.

 

5. Son fáciles de almacenar

 

De esta manera podrás tener siempre una buena provisión en tu despensa. Aprovecha y adquiere un buen surtido de ellas cuando pases por el supermercado (atún, sardinas, caballa, calamares, sardinillas, anchoas o mejillones).

 

6. Son alimentos con una fecha de caducidad amplia

 

Además de conservar los alimentos en óptimas condiciones sin necesidad de refrigeración, las latas de conservas son higiénicamente seguras, ya que garantizan la estabilidad bioquímica y la seguridad microbiológica de los alimentos durante meses o incluso años. Estos consejos te ayudarán a consumirlas evitando riesgos.

 

7. Son económicas

 

Se adaptan a todos los bolsillos y pueden incluso ayudarte a ajustar al máximo el gasto familiar.

 

8. No necesitan que añadas sal

 

Suelen contener el punto justo.

 

 

Referencias:

Grasas omega 3: buenas para el corazón. Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos https://medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000767.htm

El autor: Carmen Espinosa

Periodista especializada en temas de salud y experta en nutrición. Ha trabajado en diversos medios de comunicación y portales online. A Carmen le gusta ofrecer información útil, interesante y fácil de entender. Puedes encontrarla en Twitter en: @cespidz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *